Depression in Men

Is depression in men different than in women?

Every year, depression affects more than 11 million of Americans, but only one out of 10 diagnosed cases is counted in statistics. Due to this, depression was once considered a “women’s disease” linked to hormones and the premenstrual syndrome. The persistent stereotype that depression is a feminine’s condition may prevent some men from recognizing its symptoms and seek the right treatment.


As a matter of fact, depression affects both sexes affecting relationships, work and daily activities. The symptoms of depression are similar in men and women, but they tend to be expressed differently. The commonest symptoms of depression include: low self-esteem, suicidal symptoms, lose of interest in activities that were previously enjoyed, fatigue, change in appetite, sleep disturbance, apathy, and sexual problems including the reduction of the sexual drive.


There are many reasons why the symptoms of depression in men are not easily recognized:

  • Men tend to deny that they have problems because they are supposed to be “strong.”
  • American culture suggests that expressing emotions is a mainly feminine characteristic. As a result, men that are feeling depressed tend to speak more about physical symptoms of depression such as feeling tired, instead of speaking about those related with emotions.
  • Depression may affect the sexual drive and performance. Men, frequently, are not willing to admit that they have problems with their sexuality – mistakenly, they believe that these are problems related with their manliness, when in fact; they are caused by a medical condition such as depression.
  • The observable symptoms of depression in men are not as well understood as in women. Men have less probability of showing “typical” signs of depression such as; crying, feeling sad, lose of interest in previously enjoyed activities or expressing verbally suicidal thoughts. On the contrary, they have more tendency to keep their feelings restrained, but may become more fussy and aggressive.

For these reasons, many men – as well as doctors and other healthcare professionals- fail to recognize the problem as depression. Some mental health professionals think that if the symptoms of depression expanded and included anger, guilt, verbal of physical attacks and alcohol abuses, man could be diagnosed with depression and be treated appropriately.


Depression in men may have devastating consequences. The Centers for Control and Prevention report that men in US are around for times more inclined than women to commit suicide. Surprisingly, 80% of the people that commit suicide in the United States are men. Even when more women try it, men are the ones who really succeed in taking their lives, this may be due to the fact that men use more lethal ways to commit suicide; for example, using a gun instead of taking an overdose.

Why is depression different in men?

Understanding how men are raised in our society is particularly important to define and treat depression. Depression in men, frequently, may be attributed to cultural expectations. Men are supposed to be successful. They must restrain their emotions. They must be in control. These cultural expectations, may cover-up some of the real symptoms of depression and force men to express aggression and anger instead (because behaving as a “strong man” is more acceptable).


Besides men generally have more problems in the treatment of the stigma of depression. They tend to deal with their symptoms with a manly attitude or drinking alcohol. This attitude still prevails in many masculine-dominated institutions such as the military and athletic, where men are taught that “strength” means to stand physical pain and admit that emotional angst is a taboo. In this way, instead of seeking help, which would mean admitting what they perceive as a weakness, men deal with depression getting drunk and committing suicide.

Special consideration – Pain

Men tend to deal with the loss of a loved one in a different way than women. This may also be related with the idea that men have to be strong to face adversity and that showing emotions is a sign of weakness. Men tend to assume complete responsibility for their pain and restrain their sorrow. Studies show that this repression may increase the time that takes to lament the loss, and leads to complications such as; intensified anger, aggression and substances’ abuse. Physical symptoms may include the increase in the levels of cholesterol, ulcers, high pressure and pain.


Due to the fact that they feel incapable of expressing their emotions openly, many men deal with their sorrow engaging in more activities – like working extra hours or making a business trip to spend their time. They may display risky behaviors such as doing dangerous sports or engaging in compulsive sexual behavior. Some addictive behaviors, like drinking alcohol and the abuse of other drugs may be intensified due to the repressed sorrow.

Can depression in men be treated?

More than 80% of the people with depression – both men and women – may be successfully treated with antidepressants, psychotherapy or a combination of both.

 

 

La Depresión en los Hombres

¿La depresión en los hombres es diferente que en las mujeres?

Cada año, la depresión aflige a más de 11 millones de americanos, pero solo 1 hombre de cada 10 casos diagnosticados es contado en las estadísticas. Debido a ésto, la depresión fue alguna vez considerada como una "enfermedad de la mujer"," ligada a las hormonas y al síndrome premenstrual. El persistente estereotipo de que la depresión es una condición femenina puede evitar que algunos hombres reconozcan los síntomas y busquen tratamiento apropiado.


En realidad, la depresión afecta a ambos sexos interrumpiendo relaciones e interfiriendo con el trabajo y las actividades diarias. Los síntomas de la depresión son parecidos tanto en los hombres como en las mujeres, pero tienden a ser expresados de manera diferente. Los síntomas más comunes de la depresión incluyen: baja auto-estima, pensamientos suicidas, pérdida de interés en actividades usualmente placenteras, fatiga, cambios en el apetito, disturbios en el sueño, apatía, y problemas sexuales incluyendo reducción del líbido sexual.


Existen muchas razones por las que los síntomas de la depresión en los hombres no son comunmente reconocidos:

  • Los hombres tienden a negar que tienen problemas porque supuestamente ellos son "fuertes."
  • La cultura americana sugiere que el expresar emociones es una característica principalmente femenina. Como resultado, los hombres que están deprimidos tienden a hablar más sobre los síntomas físicos de su depresión como el sentirse cansado, en vez de hablar de aquellos relacionados a sus emociones.
  • La depresión puede afectar el líbido y el rendimiento sexual. Los hombres, frecuentemente, no están dispuestos a admitir los problemas con su sexualidad-erróneamente sienten que los problemas son relacionados con su hombría, cuando de hecho, ellos son causados por un problema médico como la depresión.
  • Los síntomas observables de la depresión en los hombres no son tan bien entendidos como en las mujeres. Los hombres tienen menos probabilidades de mostrar "típicas" señales de depresión tales como; llorar, ponerse triste, pérdida de interés en actividades que disfrutaban previamente o el expresar verbalmente pensamientos de suicidio. Por el contrario, tienen más tendencia a mantener sus sentimientos escondidos, pero pueden volverse más irritables y agresivos.

Por estas razones, muchos hombres-así como doctores y otros profesionales del cuidado de la salud-fallan en reconocer el problema como depresión. Algunos profesionales en salud mental piensan que si los síntomas de la depresión se expandiesen e incluyeran enfado, culpa, ataques verbales o físicos y abuso de alcohol, más hombres podrían ser diagnosticados con depresión y ser tratados apropiadamente.


La depresión en los hombres puede tener consecuencias devastadoras. Los Centros para el Control y Prevención reportan que los hombres en los Estados Unidos son alrededor de cuatro veces más proclives que las mujeres de cometer suicidio. Un sorprendente 80% de las personas que cometen suicidio en los Estados Unidos son hombres. Aunque más mujeres lo intentan, son más los hombres que en realidad tienen éxito en quitarse la vida, ésto puede deberse a que los hombres tienden a usar más métodos letales al cometer un suicidio; por ejemplo, usar una pistola en vez de tomarse una sobredosis.

¿Por qué la depresión es diferente en los hombres?

El entender como los hombres son criados en nuestra sociedad es particularmente importante para definir y tratar su depresión. La depresión en los hombres, frecuentemente, puede ser atribuída a las expectativas culturales. Los hombres están supuestos a ser exitosos. Ellos deben restringir sus emociones. Ellos deben estar en control. Estas expectativas culturales pueden enmascarar algunos de los síntomas verdaderos de la depresión y fuerzan a los hombres a expresar agresión y rabia en vez (pues el comportamiento de "hombre fuerte" es más aceptable ).


Además, los hombres generalmente tienen más problema en tratar con el estigma de la depresión. Ellos tienden a lidiar con sus síntomas con una actitud de macho o tomando alcohol. Esta actitud aún prevalece en muchas instituciones masculino-dominantes tales como las militares y atléticas, donde se enseña a los hombres que "fortaleza" significa soportar dolor físico y admitir que la angustia emocional es tabú. De esta manera, en vez de buscar ayuda, lo cual significaría admitir aquello que perciven como debilidad, los hombres lidian contra la depresión embriagándose o cometiendo suicidio.

Consideración especial -- Dolor

Los hombres también tienden a lidiar con la pérdida de un ser amado de una manera diferente que las mujeres. Esto también puede ser relacionado a la creencia que los hombres deben ser fuertes al encarar la adversidad y que demostrar emociones es una señal de debilidad. Los hombres tienden a asumir completa responsabilidad por su dolor y reprimir su pena. Estudios muestran que esta represión puede incrementar el tiempo que lleva el lamentar una pérdida, y conlleva a complicaciones tales como; rabia intensificada, agresividad y abuso de sustancias. Síntomas físicos pueden incluir incremento en los niveles de colesterol, úlceras, presión alta y dolores.


Debido a que ellos se sienten incapaces de expresar sus sentimientos abiertamente, muchos hombres lidian con la pena envolviéndose en más actividades - como trabajar horas extras o realizar un viaje de negocios para ocupar su tiempo. Ellos pueden involucrarse en comportamientos riesgosos como deportes peligrosos o actividad sexual compulsiva. Algunos comportamientos adictivos, como alcohol o el abuso de otra droga puede intensificarse como resultado de la pena reprimida.

¿La depresión en los hombres puede ser tratada?

Más de 80% de las personas con depresión - ambos hombres y mujeres - pueden ser tratados exitosamente con medicinas antidepresivas, psicoterapia o una combinación de ambas.